Translate

lunes, 14 de abril de 2014

Pastel de moka y caramelo




     Un postre muy fácil y rico. Hecho con cuajada. Ya sabéis que la cuajada es muy práctica para hacer diferentes postres. 

     Ingredientes:
Un sobre de cuajada
Media taza de azúcar
300 ml de leche
200 ml de nata líquida
Un sobre o stick de café soluble

     


     Primero vamos a hacer el caramelo. Lo ponemos al fuego, fuerte pero no al máximo y movemos el cazo sin revolver. Es importante. Y que no se queme porque se amarga.





     Después añadimos la leche (reservamos media taza para disolver la cuajada) y la nata. Podéis calentarlas para que no se endurezca el caramelo o simplemente, dejar que se disuelva mientras se calientan. Quiero decir que, claro, si añadimos la nata y la leche frías el caramelo se pone duro, pero se disuelve al calentarse con un poco de paciencia. No hay pega. Añadimos el café soluble. Después disolvemos la cuajada en la leche fría que hemos reservado y añadimos. Removemos y dejamos hervir un minuto. Siempre removiendo con la varilla. Ya veis en la foto que, excepto la cuajada Royal, el resto es todo de marca blanca. Muy baratito.




     Ponemos en un molde, pasando antes por un colador porque siempre queda algún grumito. Queda mucho más fino colado.




     Cubrimos con galletas o bizcochos de soletilla. El tipo de galletas va a depender también de que usemos un molde rectangular o redondo. Tenemos que buscar unas que se adapten a la hechura.




     Los mojamos con brandy, oporto, o algún licor que os guste. Si hay niños le dais un hervor para que se evapore el alcohol. También podéis usar "licor café", así lo decimos en Ferrol.




     Enfriamos y llevamos a la nevera un par de horitas. No puede ser más sencillo. Al ser el molde de silicona, se desmolda muy fácilmente. 




     Aquí tenéis el corte. Queda estupendo. Yo lo he adornado con unas frambuesas pero se os puede ocurrir otra cosa.



No hay comentarios:

Publicar un comentario